Cuidar nuestra piel con aceite de rosa mosqueta

Publicado el Categorías Cuidados faciales

El aceite de rosa mosqueta se ha convertido en el nuevo elixir de belleza de nuestro tiempo. Si revisamos las revistas y páginas web de cuidado y belleza, encontramos abundantes artículos sobre sus propiedades. Pero la realidad es que este aceite se ha utilizado desde tiempos memorables.

Ahora que se ha puesto tan de moda, ¿qué tal si descubres cuánto sabes sobre este producto? No te preocupes por aquello que no sepas, porque nosotros te lo vamos a explicar.

¿Qué es el aceite de rosa mosqueta?

El Aceite de rosa mosqueta es un aceite vegetal con grandes propiedades que se extrae de las semillas de un arbusto silvestre de la familia de las rosas: la Rosa moschata o Rosa rubiginosa.

Propiedades del aceite de rosa mosqueta

El aceite de rosa mosqueta es beneficioso frente algunas dolencias, pero especialmente para el cuidado de nuestra piel, gracias a su composición con numerosos ácidos grasos esenciales (ácido omega 6, omega 3, linoleico), antioxidantes y vitaminas (retinol –vitamina A- , vitamina C, E). Entre algunos de sus beneficios nos encontramos con:

  1. Retrasa los signos de envejecimiento y las arrugas

Pero el aceite de semilla de rosa mosqueta además es rico en vitamina A, uno de los grandes ingredientes para combatir el proceso de envejecimiento, ya que mejora los niveles de humedad de la piel, reduciendo las líneas de expresión y las arrugas e impulsando la producción de elastina y colágeno. Además, contiene una la elevada cantidad de antioxidantes, que permite combatir el daño de los radicales libres.

  1. Efecto regenerador y reparador

Los ácidos grasos esenciales que contiene el Aceite de Rosa Mosqueta ayudan a disminuir las cicatrices, quemaduras y estrías y promover la regeneración de la piel. Por lo tanto, tiene un efecto reparador de la piel ya que ayuda a la formación de colágeno y de fibras elásticas, muy útil para cicatrizar las heridas, igualando el tono y la textura.

  1. Elimina las manchas de la piel

Los aceites grasos esenciales por los que está compuesto mejoran la pigmentación de la piel, su textura y tono. Además, la combinación de los antioxidantes y los ácidos grasos esenciales mejoran la pigmentación, el tono de piel y la textura. Gracias a ello puede ayudar en la eliminación de rojeces, manchas e irritación de la piel.

  1. Rehidrata la piel seca

El aceite de rosa mosqueta es un potente hidratador, ya que contiene un 80 % de ácidos grasos esenciales (omegas 6 y 9), que ayudan a mantener la hidratación de nuestra piel, dejándola más jugosa, tersa y luminosa. Es por este motivo que es especialmente recomendable para las pieles secas.

Usos del aceite de rosa mosqueta

Después de conocer sus propiedades es probable que te preguntes cómo utilizar el aceite rosa mosqueta en la piel. Por lo general la aplicaremos dos veces al día: una por la mañana y otra por la tarde. Deposite algunas gotas en la yema de sus dedos y masajeamos suavemente sobre las zonas que deseemos hasta su completa absorción. En cambio, si lo que queremos es reducir las manchas de la piel tendremos que aplicarnos algunas gotas cada noche después de limpiarnos nuestra zona. Antes de utilizar el aceite de rosa mosqueta es recomendable tener la piel limpia para que los nutrientes del aceite de rosa mosqueta se absorban y actúen más rápido.

Formatos disponibles

Como ves, el aceite de rosa de mosqueta es de fácil aplicación. El formato más habitual en el que lo encontramos es en aceite puro. Pero también lo podemos encontrar en crema o en gel. Según lo que busquemos podemos utilizar uno u otro:

  1. Si queremos un agente reafirmante y nutritivo para nuestra piel, la crema sería la mejor elección.
  2. El gel posee una acción calmante y reparadora, por lo que estaría más indicado en zona de pliegues.
  3. El aceite está indicado como coadyuvante en el tratamiento de lesiones de la piel, como son las úlceras cutáneas, cicatrices, quemaduras y erosiones.

Como ves, está justificado que el aceite de rosa mosqueta se haya convertido en un elixir de belleza. Es un complemento perfecto de uso diario para el cuidado de nuestra piel, que además es perfectamente compatible con el uso de nuestros productos de belleza habituales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *