Ejercicios faciales contra la flacidez

Publicado el Categorías Cuidados faciales

Que el tiempo pasa irremediablemente por nosotros dejando huella, es algo que ya todos tenemos claro. Sin embargo, una vez hayas realizado tu tratamiento Elixian y te hayas despedido de esas marcas de expresión, existen determinados ejercicios faciales contra la flacidez, para mantener la piel tan tersa como una vez realizado el tratamiento. ¡Toma nota!

Gracias al método Elixian se produce la reactivación de la producción del colágeno y la elastina, proteínas responsables de la tersura de la piel, cuya fabricación se va reduciendo a partir de los 25 años y que tras el tratamiento da como resultado el deseado efecto de rejuvenecimiento, potenciando tu belleza natural. Por tanto, al igual que nutrimos la piel, determinados ejercicios nos ayudarán a que se retrase la reaparición del efecto de la flacidez en nuestra piel.

¿Qué zonas puedo ejercitar con ejercicios?

Una vez realizado tu tratamiento Elixian, la recuperación de la tersura de la piel se irá produciendo paulatinamente. Aún meses después, tu piel irá recuperando tersura y esas arrugas que no te gustan, desapareciendo. Gracias a la regeneración de la producción de elastina y colágeno, favorecida gracias a nuestro método, tu propio cuerpo retomará su producción y pronto verás esos efectos del rejuvenecimiento tan buscado. Sin embargo, es importante ser constante si, una vez realizado el tratamiento, se persigue mantener esas zonas tan tensas como ahora. Con unos simples ejercicios que puedes practicar en cualquier momento del día, contribuirás a retrasar esta reaparición con el paso del tiempo.

Desde la frente hasta la papada o la zona del labio, es importante ser constante y no te costará nada. Estos sencillos ejercicios que puedes practicar en cualquier momento del día te ayudarán. ¡A por ellos!

Ejercicios para la papada

La papada es una de las zonas que más preocupan a mujeres y hombres, y que se debe ejercitar más para mantener. Un sencillo ejercicio consiste en sacar la lengua con la barbilla levantada, como si intentásemos tocar la barbilla con ella, y mantenerla de 3 a 5 segundos, volver a guardarla en la boca y volver a poner la cabeza en posición normal. Lo ideal es hacer repeticiones de 5 a 10 veces un par de veces al día. Un ejercicio sencillo para mantener esa zona tan complicada. Otra opción es mover la cabeza hacia atrás mirando hacia arriba, haciendo como si estuvieras masticando. Es importante mantener una posición recta de la espalda, y realizar al menos 15 repeticiones.

Párpados superiores de los ojos

¿Sueles guiñar mucho el ojo? Pues si buscas un ejercicio que realizar para ejercitar los párpados superiores, hay uno muy sencillo que podrás realizar en cualquier momento del día y que te ayudará a que tus párpados se mantengan en su posición tras realizar tu tratamiento. Sólo es necesario repetirlo un par de veces al día, en repeticiones de 10 veces seguidas. ¡Es muy fácil! Simplemente poniendo el dedo índice sobre cada ceja, presiona hacia abajo. ¡Suave! Mientras lo haces, trata de levantar las cejas hacia arriba.

¿Se puede ejercitar la flacidez en la frente?

Sí, si deseas mantener la tersura de la frente existe un ejercicio que podrás realizar, que consiste en subir y bajar las cejas utilizando los músculos frontales de la cabeza. Una vez consigas esto, se deben contraer los músculos de la parte posterior de la cabeza, por lo que se moverán tus orejas de delante hacia detrás. Con estos movimientos conseguirás mantener una frente más tersa.

¡Mejillas tersas!

Un sencillo ejercicio consiste en hinchar las mejillas de aire y dar unos suaves golpecitos con los dedos, intentando mantener esa tensión unos 10 segundos, y posteriormente soltando poco a poco el aire. Otra opción para mantener levantadas las mejillas es colocar los 3 dedos centrales a cada lado de la nariz, y con los pulgares coger toda la grasa de la mejilla, para levantarla hacia arriba apretando (¡suavemente!). Repetiremos unas 15 veces el ejercicio, varias veces a la semana. ¡Y a lucir mejilla!

Ejercitar el contorno de la boca, ¡también!

Hay ejercicios muy sencillos, como manteniendo la boca lo más abierta que puedas, ir repitiendo la letra “a”, o hacer el ejercicio de abrir y cerrar la boca exageradamente, en series de 10.

Estos sencillos ejercicios, una vez hayas realizado tu tratamiento Elixian, te ayudarán a mantener tu piel, prolongando la reaparición de esos efectos de la flacidez mucho más. Y si aún no conoces cómo funciona el método Elixian facial, ¡aquí os lo contamos!

Conoce Elixian, ¡y que las experiencias no te dejen huella!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *